31bmCon una acción al ayuntamiento de Lugano sábado por la noche, durante la celebración del evento cultural de la ciudad de Lugano “Poestate” (http://www.poestate.ch/2015/ConferenzaStampa/doc_nuovo/Poestate%20Cartella%20Stampa%20Messico.pdf) y en particular la celebración de la amistad entre Suiza y Mexico, varios militantes del Colectivo Zapatista de Lugano (CZL), perturbaron la intervención del alcalde Borradori, del embajador de México en Suiza y del consul mexicano de Lugano, en solidaridad con la lucha de las familias de los desaparecidos de Ayotzinapa.

“Ayotzinapa 43 sequestrados – vivos se los llevaron, vivos los queremos – Fue el Estado” – la manta  que algunos compañeros pusieron ocupando el escenario, repartiendo volantes de informacion, junto a la actuación musical rebelde de un unos compas mexicanos, que tocaron Jaranas de Veracruz, con una rola especial para el Señor Presidente.

La perturbación, que duró unos veinte minutos y terminó con la cuenta de los 43, se destacó por un fuerte aplauso de la audiencia presente, entre la vergüenza y la molestia visible de las autoridades, en particular de la esposa del embajador que aplastó el volante en solidaridad con los estudiantes.

Fuera del ayuntamiento, una vez que terminó la acción, los músicos fueron controlados por la policía municipal de Lugano, detrás de la indicación del alcalde mismo. La intervención de la policía, claramente dirigida en contra de los músicos, fue claramente para presionar y identificar a l@s compas mexicanos. Parecío evidente la voluntad de intimidar, y en este sentido, teniendo en cuenta la situación particular de la represión y violencia que vive México, la responsabilidad de cualquiera consecuencias para los músicos, será de la persona que solicitó la identificación.

La acción se completó finalmente en el CSOA Molino entre lasagna de frijoles, proyecciones y debates sobre Ayotzinapa y la situación en México y con música tradicional mexicana de son jarocho hasta la madrugada!

Colectivo Zapatista de Lugano

************************************************

Querían enterrarnos, no sabían que éramos semillas.

“Entendemos que para luchar contra la brutalidad de policía, significa luchar por Ayotzinapa; entendemos que luchar por los derechos de los migrantes es luchar por Ayotzinapa; entendemos que luchar contra la venta de armas es luchar por Ayotzinapa; que luchar por el respeto de los territorios palestinos y del territorio kurdo significa luchar por Ayotzinapa; que luchar por el derecho a la vivienda, en sus ocupas, significa también luchar por Ayotzinapa. “(uno de los participantes en la eurocaravana por Ayotzinapa, abril 2015)

Si el año pasado le tocó al estado de Israel, este año es el turno del gobierno méxicano. En esta ciudad controlada por uno de los porcentajes más altos de policías y cámaras de video vigilancia, emergen claras las simpatías entre el ayuntamiento de derecha de Lugano y los gobiernos impresentables celebrados en estos últimos años entre el festival de poesia “Poestate” y el “Israel Day” (http://www.agendalugano.ch/events/27567/bernard-henri-levy-all-israel-day). Un apoyo claro que celebra aquella cultura de muerte, que ha visto pasar por la parte italiana de suiza varios personajes que hacen de la exportación de democracia, del racismo, de la guerra permanente y de la superioridad occidental su razón de dominio.

Ahora, para buscar nuevos acuerdos y colaboraciones (como por ejemplo las avionetas suizas Pilatus que atacaron a las comunidades zapatistas en el ’94), es el turno del gobierno de México de Enrique Peña Nieto. Un presidente elegido con un fraude electoral y que se distinguió hace varios años, como gobernador del Estado de México, por la violenta represión (2 muertos y varias mujeres violadas por los militares) contra los campesinos de Atenco.

México es un país que conocemos bien, encantador, lleno de cultura y rebeldía, que desde siempre ha sido saqueado por gobiernos corruptos y depredadores varios. Un país golpeado por las políticas liberistas, los acuerdos de libre comercio y por cantidades de mega proyectos impuestos quien explotan los territorios y expulsan a los pueblos – duramente reprimidos por ejército y policías, entrenados y equipados por el businness securitario del eje EE.UU.-Israel-Europa (incluida Suiza ) – para el beneficio de un cierto turismo “eco-sustentable”.
Un país que se ha convertido en el núcleo de producción-pasaje de drogas destinadas al occidente, desgastado por una guerra que lo está transformando en una gran fosa común: 246 las que se encontraron desde el 2012; 160.000 muertes en los últimos 10 años,  mas de 26 mil desaparecidos.
Una especie de narco-estado, donde las colusiónes entre los gobiernos y los carteles de la droga son claras y que ve ahora, en estos días de nuevas elecciones, el presidente Enrique Peña Nieto de paso en Europa para nuevos acuerdos estratégicos y comerciales.

Pero también un México que desde siempre resiste, constuyendo otros mundos posibles y que nos enseña cómo es fundamental involucrarse en primera persona para contrarrestar los abusos.
Como lo están haciendo los estudiantes, los familiares y los amigos de los desaparecidos de la escuela rural de Ayotzinapa.

26 de septiembre 2014, Iguala, Guerrero, México: 43 alumnos de la Escuela Normal Rural de Ayotzinapa son secuestrados y desaparecen. “Fue el Estado”, fue el primero grito de la plaza, “è stato lo Stato”. “Viajamos mucho, gritamos nuestras razones – dicen hoy los familiares de los 43 estudiantes – y ya no confiamos mas en su democracia. Es importante reconocer que los problemas están en las relaciones: no queremos llegar a ser como ellos, reproducir esas mismas relaciones que dañan el país. Tenemos que enseñar, siempre y obstinadamente, la capacidad de criticar y de rebelarse, en cada momento de la vida … “.
Porqué el horror de lo sucedido esa noche nunca será olvidado: cuando se disponían a partir hacia la Ciudad de México y participar en el evento en memoria de la masacre de Tlateloloco (donde el 2 de octubre de 1968, mas de 300 personas fueron asesinadas por el ejército) los jóvenes estudiantes de Ayotzinapa fueron atacados por la policía local que abrió el fuego a sangre fría. Primero masacraron a 6 y luego secuestraron otros 43. La captura de los estudiantes fue una operación llevada a cabo por las autoridades y la policía local, el ejército federal mexicano y los traficantes de drogas . El gobierno de Peña Nieto después de descargar la responsabilidad a los narcos, obstaculizó las distintas pistas de investigación, evitando por ejemplo que se haría luz sobre la participación del ejército. Protestas se han celebrado desde entonces, en México y en todo el mundo.

En estos días, con la fuerte mobilizacion del México de abajo que se une para boicotear y bloquear las elecciones, reclamando justicia y verdad para Ayotzinapa, el país está viviendo otra vez bajo un nuevo estado de cerco y se temen nuevas masacres ordenadas por el gobierno mexicano.

Esta noche, en esta celebración de un gobierno asesino y de sus embajadores, no podemos permanecer indiferente y nuestro grito se une a la digna rabia de todos los que no se resignan al silencio cómplice!

Vivos los llevaron, vivos los queremos
Que viva México, cabrones
Colectivo Zapatista de Lugano