*Artículo publicado en inglés en E.U. en Upside Down World:

http://upsidedownworld.org/main/mexico-archives-79/3630-national-and-international-campign-for-the-freedom-of-political-prisoners-in-chiapas-presses-on

Written by Jessica Davies

Del 15 al 22 de mayo se celebra la “Semana de Luncha Mundial por la Libertad de Patishtán Gómez y Sántiz López: A Tumbar las Paredes del Calabozo,” convocada por Movimiento por Justicia del Barrio, La Otra Campaña Nueva York.

Al nivel mundial se están llevando a cabo actividades intensas para exigir la liberación de dos indígenas que están presos por sus convicciones políticas y respectivas luchas, y se han convertido en el símbolo de la lucha contra la injusticia de las prisiones y la represión política. Aunque aquellos presos son originarios de Chiapas, México, se están ocurriendo actividades en muchos países, incluyendo Sudáfrica, Brasil, Francia, Inglaterra, Escocia, España, los Estados Unidos, Suiza, Nueva Zelanda, y Argentina.

Alberto

Alberto Patishtán Gómez

Alberto Patishtán Gómez, indígena tzotzil del municipio El Bosque de los altos de Chiapas, es más conocido como el “Profesor Patishtán” porque era maestro en una escuela primaria pública.

El municipio de El Bosque es un lugar muy conocido en Chiapas porque durante los principios del 1995 fue declarado “municipio autónomo” por bases de apoyo del Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN), y renombrado después, San Juan de la Libertad. En la madrugada del 10 de junio 1998, más de 1.000 elementos policiacos federales y estatales entraron a San Juan de la Libertad con el fin de deshacer ese muncipio autónomo. La operación resulto en la muerte de ocho habitantes y dos policias, muchas personas heridas y más arrestadas.

Alberto Patishtán fue detenido el 19 de junio del 2000, junto a un base de apoyo del EZLN, y fue acusado de haber hecho la emboscada y asesinato de siete policias que ocurrió a principios de ese mes. Las personas que tendieron la emboscada estuvieron bien organizadas y armadas y habían recibido mucha formación infiltrada, pero debido a que las elecciones estaban a punto de celebrarse el 1 de julio y había mucha presión por un arresto rápido[, nada les pasó].

La otra persona arrestada con Patishtán fue absuelta porque el único testigo, el hijo del alcalde, estaba “mintiendo de manera abierta.” Éste proporcionó la única evidencia en contra del Profesor, quien fue, de todos modos, sentenciado a 60 años de prisión. Se cree que la condena de Patishtán tiene que ver con su participación activa en la política de su comunidad en el momento de su arresto. Él había firmado una carta dirigida al gobernador denunciando el entonces ayuntamiento municipal por sus acciones arbitrarias, corrupción, y abusos, y pidiendo la despedida del alcalde y la elección de un nuevo consejo municipal.

Entrega del premio “jTatic Samuel jCana Lum” al preso político Alberto Patishtán

En la cárcel, Patishán continúa luchando, trabajando por la liberación de los presos políticos y denunciando violaciones de derechos humanos. El Centro de Derechos Humanos Fray Bartolomé de las Casas (Frayba) ha destacado que “durante los más de 11 años de su inmerecida condena,” el profesor “ha sido un modelo de luchador social en favor de los más olvidados, generalmente pobres e indígenas.” En 2005, él fundó la organización de presos llamada “la Voz del Amate,” y en 2010, en reconocimiento a su trabajo, recibió el premio “jTatic Samuel jCana Lum.” Hace dos años, el gobernador de Chiapas, Juan Sabines Guerrero, publicamente declaró a Patishtán inocente y se comprometió a liberarlo, trás haberlo visitado en un hospital de prisión, pero nunca complió su palabra.

En octubre de 2011, mientras participaba en una huelga de hambre por la libertad de presos y siendo su portavoz, Patishtán fue trasladado a una prisión estatal en Guasave, Sinaloa, a más de 2000 km de su familia. Obviamente el traslado fue diseñado como castigo por su trabajo a favor de los derechos  humanos y como estrategía de aislarlo de los otros presos huelguistas. Aunque el gobierno estatal de Chiapas ha negado haberlo pedido, el expediente de amparo muestra claramente que el Secretario General de Gobierno de Chiapas, Noé Castañón León, solicitó el traslado “a otro centro penitenciario fuera del estado de Chiapas.”

Solicitud traslado Alberto Patishtán por parte del Gobierno Estatal

A fines de febrero, el Juez Quinto de Distrito del Vigésimo Circuito en la ciudad de Tuxtla Gutiérrez, Chiapas, resolvió ordenar el regreso del profesor Alberto Patishtán Gómez a Chiapas. Sin embargo, el Presidente de México intervino: Felipe Calderón “a través de Secretaría de Seguridad Publica Federal el 3 de abril del 2012 interpuso un recurso para retrasar o anular el regreso de Alberto a Chiapas,” denunció el Frayba, que ha sido integral al movimiento por su liberación.

Por dos años Alberto Patishtán ha padecido de glaucoma. Su vista se sigue empeorando por la falta de atención médica necesaria. Se le permite salir de su celda por una hora cada semana, y solo puede recibir una llamada teléfonica cada 15 días. Miembros del Colectivo Ik, quienes lo han visitado, informan: “Los centros federales son las cárceles donde ejercen métodos de tortura más perversos; es un sistema deshumanizador… bajo la custodia de funcionarios públicos, los guardias y el equipo técnico llevan a cabo sistemáticamente métodos dirigidos a humillar, castigar y anular la personalidad de los reos.”

Debido a sus actividades políticas antes de su arresto y su trabajo posterior en defensa de los derechos humanos desde el interior, se reconoce al Profesor Alberto Patishtán Geomez como preso político.

El 17 de marzo del 2012, más de mil personas se reunieron en El Bosque para reclamar el regreso de Patishtán a Chiapas y su liberación incondicional. Recordaron a los actos ocurridos hace ya 12 años durante la presunta emboscada y destacarón que Alberto no estuvo en el lugar del evento. “Yo le hablé ese día, a esa hora no pudo estar donde fue la violencia.” Pero su testimonio nunca fue tomado en cuenta: “Fuimos a San Cristóbal y a Tuxtla a declarar lo mismo que decimos ahora, pero no escucharon.”

Francisco

El 4 de diciembre del 2011, un grupo de 50 integrantes armados del PRI atacaron de forma feroz y prolongada a cuarto familias en el ejido de Banavil, municipio de Tenejapa, y las sacaron de sus hogares y comunidad. Ataques armados perpetrados por integrantes partidistas y/o grupos paramilitares como éste son rasgo común de las comunidades bases de apoyo del EZLN y las de adherentes de la Otra Campaña. Tienen doble objetivos: Robarles la tierra recuperada y aplastar las comunidades auntónomas y el sueño que representan. En dicho caso, las familias afectadas tuvieron ninguna afiliación política, solamente se decía que “simpatizaban con l@s Zapatistas.”

Familias desplazadas de Banavil, Municipio Tenejapa

Las agresiones que se dieron el 4 de diciembre resultaron en la muetre del priísta Pedro Méndez López; el desplazamiento forzado de cuarto familias “acusadas” de ser simpatizantes de l@s Zapatistas; la desapareción de Alonso López Luna (dado por muerte); la detención del hijo de Alonso Lorenzo López Girón, quien fue tirado con dos balazos y lastimado mientras defendia a su padre, y luego detenido, acusado de haber causado daños corporales; 6 personas heridas; y la detención arbitraria de Francisco Sántiz López, base de apoyo zapatista, quien ni siquiera estuvo presente en el lugar cuando lo ocurrido se dió.

Francisco Sántiz López es comerciante tzeltal de Banavil que tiene un puesto de frutas y verduras en el mercado de la Cabecera Municipal en Tenejapa, y por más de 20 años ha sido base de apoyo del EZLN. Fue detenido en diciembre del 2011, y acusado inicialmente de “haber dirigido un conflicto,” un cargo relacionado a los eventos ya mecionados. A pesar de que 12 testigos han confirmado que no estuvo presente durante el ataque, fue acusado de asesinato y encarcelado. Según la Junta de Buen Gobierno del Caracol de Oventic, se le ofreció luego la oportunidad de “comprar” su libertad.

El 22 de marzo del 2012, le dijieron a Sántiz que había sido absuelto de las cargos de asesinato y que saldría libre. Sin embargo, cuando estaba a punto de salir de la prisión, se le acusó con otro cargo de “portar armas de fuego de uso exclusivo de militares,” y lo arrestaron y encarcelaron nuevamente. No llevaba ninguna arma al ser arrestado y hasta la fecha no se ha comprobado de que sí las poseia. Lorenzo López Girón fue liberado entonces, todavía con dos balas en el cuerpo.

Exigiendo la libertad de Francisco Santiz Lopez, Base de Apoyo Zapatista,  en Caracol II, Oventic

La familia desplazada de Alonso López Luna, del cual solo un brazo ha sido hallado, dijo: “exigimos la libertad de Francisco Sántiz López, ya que no estuvo presente al sitio donde sucedieron los ataques; no fuimos nosotros quienes atacaron a los partidistas, fuerto ellos quienes llegaron a nuestras casas para agredirnos. Al momento del ataque nuestro compañero Francisco estaba en su puesto de frutas en la Cabecera Municipal, algunos fuimos hasta allá para pedirle ayuda.”

El hostigamiento contra simpatizantes del EZLN en Banavil surge desde el 2009, y es consequencia de su oposición a los actos arbitrarios de parte de los caciques del PRI: despojo de tierras, tala ilegal de madera, cobro de impuestos y cooperaciones arbitrarias, allanamientos, agresiones físicas, negación al derecho a la educación, entre otros. Las víctimas han denunciado estos ataques ante agencias gubernamentales quienes, según ellos, los ignoran. Como el Frayba señala, “Hasta el momento no existe investigación eficaz, ni castigo a los responsables y las autoridades no intervienen para resolver la situación, garantizar la seguridad jurídica y social en el ejido Banavil.”

El encarcelamiento injusto de Francisco Sántiz López y la fabricación de delitos en su contra se pueden ver como parte del plan del gobierno y su guerra de baja intensidad diseñada a aplastar la resistencia de las comunidades zapatistas. “Su único delito,” dice la Junta, “es luchar por su pueblo, decir la verdad, luchar por la verdadera democracia, justicia y libertad.” Por esta razón también es considerado preso político.

En las palabras de la campaña, “el encarcelamiento injusto de Francisco no es caso aislado, sino uno que forma parte de la guerra continua del Estado Mexicano en contra de las comunidades zapatistas, una guerra que a traves de hostigamientos, agresiones y detenciones arbitrarias, pretende aniquilar la resistencia y el proceso de autonomia que están llevando a cabo las bases de apoyo zapatistas en Chiapas.”

Familia de Alberto Patishtán en el Foro contra la prisión política y por la libertad de Alberto Patishtán, CIDECI 12 y 13 de mayo.

Se ubica la campaña por la liberación de los presos políticos en Chiapas en un marco de la criminalización de lucha social, por lo que los simpatizantes del EZLN y defendores de derechos humanos siguen enfrentando constante hostigamiento y amenazas.

En ambos casos, abogados independientes, organizaciones de derechos humanos, y autoridades zapatistas autónomas han declarado la inocencia de éstos. Hacen responsable al presidente de México, Felipe Calderón Hinojosa, y al gobernador de Chiapas, Juan Sabines Guerrero, por haberlos detenidos por motivos políticos y para ocultar la presencia de grupos paramilitares en las comunidades de los dos hombres.

La creciente campaña internacional en solidaridad con estos presos políticos ha involucrado un ámbito diverso de actividades. Se han producido audios, vídeos, y películas, más mensajes dirigidos al presidente se han generado y multiplicado por Twitter y Facebook. Se ha celebrado un foro en San Cristóbal, y la comunidad de Patishtán está a punto de tener una marcha-mítin. Peticiones y cartas de apoyo se han organizado, y cartas enviadas a Alberto por su cumpleaños. Estos casos fueron subrayados durante un encuentro del Día Internacional del Preso Político en Paris.

La Semana de Lucha Mundial convocada por el Movimiento por Justicia del Barrio, La Otra Campaña Nueva York, constituye el siguiente paso en la campaña. Colectivos y organizaciones solidarias incluyen el Movimiento de Habitantes de Casas de Cartón de Sudáfrica, y el Movimiento Sin Tierra de Brasil (MST).

Movimiento por habitantes de casas de cartón, Sudáfrica

La campaña destaca que los gobiernos federal y estatal “han hecho creer a la opinión pública que se respetan losderechos de los pueblos indígenas y en particular el derecho a la autodeterminación y a la autonomía de los pueblos, pero en realidad mantienen una embestida violenta hacia las comunidades zapatistas, utilizando para ello grupos de corte paramilitar y/o organizaciones civiles afiliadas a partidos políticos.”

El gobierno federal, añade, “ha querido negar la existencia de la prisión política en el país, más aún, con un silencio cómplice, calla sobre la presencia de ésta en Chiapas.” Las campañas publicarias del gobierno presentan al estado “como un paraíso de paz, tranquilidad y orden, respetuosa de los Derechos Humanos y de la diversidad,” ocultando “la venta de los bienes naturales chiapanecos a mineras, madereras, farmacéuticas, explotadoras del biodiesel, empresas de turismo, cadenas hoteleras, energéticas y otras industrias.”

Para más información:

http://www.youtube.com/watch?v=Lj0lUahDzTs
albertopatishtan.blogspot.co.uk/

solidaridadchiapas.wordpress.com

chiapasdenuncia.blogspot.co.uk/

frayba.org.mx/index.php

sipazen.wordpress.com

dorsetchiapassolidarity.wordpress.com/

chiapasdenuncia.blogspot.mx

Anuncios